2014-08-25

Mi blog y yo

Todo empezó por un mensaje leído a Naiara Recalde en su muro de Facebook, que tenía su correspondencia en Twitter.
En efecto, era un enlace a una entrada en el blog Electric Feel y trataba de una relación, sí, pero no entre personas sino entre una persona y su blog, como puedes leer.
Taro Yamamoto en Flickr, con licencia CC

Así surgió una breve conversación a tres bandas en Twitter, que me ha dado que pensar. Porque, yo sigo escribiendo (de momento, y con cierta frecuencia, en dos); Silvina Carraud también pero piensa que que tiene vida propia (el blog; no sé si será éste, porque, al parecer, escribe en unos cuantos) y Naiara siente que le decepciona cuando escribe en él.

Y Julen ve el suyo con arrugas; en los comentarios apunta, además, que no sabe quién domina a quién. 

¿Qué me dices tú?

7 comentarios:

  1. Yo también escribo en dos blogs con frecuencia.. en alguno más sin esta frecuencia.
    No podría vivir sin hacerlo. Para mí es como respirar...

    Y cada vez me gusta más mi blog personal (afirmo)...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Podemos pensar en "Una docena de cosas que siguen haciendo los viejos bloggers" como entrada, Maripuchi. Por ejemplo, comentar, enlazar... ;-)

      Eliminar
  2. Yo también lo mantengo, más por militancia que por otra cosa... porque l avida me arrastra de los pelos. Creo que es complementario de la actividad en otras plataformas. No tiene sentido soltar la txapa en Facebook, y Twitter no te lo permite. Son tres niveles de comunicación complementarios y que no deberían molestarse entre sí.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente de acuerdo en que son niveles de comunicación complementarios... sin olvidar, Jaio la parte presencial ;-)

      Eliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  4. Evidentemente, Iñaki, esa nunca debe faltar, ni antes, cuando solamente teníamos el teléfono ni ahora que podemos vernos en gallumbos sin salir de casa... Afortunadamente la tecnología ahora nos permite esta comunicación asíncrona tan enriquecedora...

    ResponderEliminar
  5. Evidentemente, Iñaki, esa nunca debe faltar, ni antes, cuando solamente teníamos el teléfono ni ahora que podemos vernos en gallumbos sin salir de casa... Afortunadamente la tecnología ahora nos permite esta comunicación asíncrona tan enriquecedora...

    ResponderEliminar

Aquí también puedes colaborar tú.
Idatzi ere egin ahal duzu txoko honetan.