2014-06-25

Demostrar que somos seres humanos

Cuando creas un blog y comienzas a escribir te preguntas, por ejemplo, si alguien te leerá, si habrá comentarios, si te surgirá algún trol , si te llegará spam a los comentarios --bueno, y tras siete años también lo haces--. De modo que tratas de poner algún obstáculo para tratar de asegurar que quien contesta sea una persona y no una máquina, al menos, si optas por no moderar las aportaciones, tal como tener que poner un correo electrónico, escribir alguna combinación de números y/o letras (eso que suele poner captcha, y que a veces no hay quien entienda).

Ahora bien: tratando de hacer un comentario en el blog de Miguel Angel Santos Guerra, me ha sucedido algo curioso con la pregunta que aparecía: ¿de qué color es el mar? Créeme que he dudado. Me salía que "depende", pero he supuesto que eso no lo iba a admitir. De hecho, si pones "depende", te aparece un mensaje que te dice que la respuesta correcta es "azul". Me confirma aquello de que "las preguntas sencillas" pueden ser muy complicadas de responder.

Quizá es que quien decide qué es lo correcto es una máquina, precisamente, y no admite más que una respuesta ("evaluación objetiva" diría alguno). Al menos cuando te preguntan en esos sistemas cuánto es dos y dos la duda es si ponerlo en número o en letra.



Gizakiak garela ziurtatzea eskatzen zaigu behin baino gehiagotan Sarean. Kontua da nola egin behar dugun hori (zenbaki irakurtezinak errepikatuta, gehiketa errazak ebatzita, galderen bidez); areago oraindik, sistema automatiko baten bidez egiten da ziurtatze hori. 

Eta sarritan gertatzen den bezala, galdera errazak izan daitezke zailenak; izan ere, zein koloretakoa da itsasoa? Neuk, behintzat, pentsatu behar izan dut.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Aquí también puedes colaborar tú.
Idatzi ere egin ahal duzu txoko honetan.